Diferencias entre el aceite de mostaza el aceite de girasol y el aceite de sésamo


¿Alguna vez te has preguntado por qué las recetas a menudo requieren un tipo específico de aceite? Muchos de nosotros terminamos con varias botellas diferentes de aceite en los estantes de nuestra despensa, acumulando polvo ya que parece que solo se usan ocasionalmente. Pero sabes las diferencias entre el aceite de mostaza el aceite de girasol y el aceite de sésamo?

Pero, ¿realmente hay tanta diferencia entre ellos? Cuando se trata de aceite de mostaza, aceite de girasol o el aceite de sésamo, el aceite de girasol es el más versátil de los tres. Es el más suave en sabor y se puede utilizar para cocinar y en aderezos para ensaladas.

El aceite de semilla de sésamo tiene un sabor a nuez que funciona bien en aderezos y adobos, mientras que el aceite de mostaza de calidad alimentaria agrega notas picantes a los chisporroteantes salteados. 

Ya sea que esté probando un nuevo tipo de aceite por primera vez o esté tratando de obtener más información sobre aceites de cocina especializados, ¡siga leyendo para descubrir todo lo que necesita saber sobre estos ingredientes versátiles!

Diferencias entre el aceite de mostaza el aceite de girasol y el aceite de sésamo
Diferencias entre el aceite de mostaza el aceite de girasol y el aceite de sésamo

Contenidos de la página

¿Qué es el aceite de girasol?

Vaya a su tienda de comestibles para comprar un poco de aceite de cocina y notará una amplia gama de aceites culinarios especializados hechos de una variedad de ingredientes diferentes.

Y aunque normalmente todos tenemos una botella de aceite vegetal básico en la despensa, ¡explorar estos aceites artesanales te abrirá un mundo completamente nuevo de sabores y recetas!

De los tres aceites que estamos comparando hoy, el de girasol es el que la mayoría de la gente conocerá. De hecho, si ha comprado una botella de aceite vegetal, es posible que contenga aceite de girasol mezclado con otros tipos de aceite.

El aceite de girasol se extrae de las semillas de la flor Helianthus, comúnmente conocidas como girasoles.

Hay muchas especies diferentes de girasol, algunas cultivadas para comer enteras como refrigerios o en productos horneados, otras para forraje animal y el tipo final cultivado para la producción de aceite.

Las semillas de girasol cultivadas para aceite están repletas de grasas : cada 10 kg de semillas de girasol pueden producir más de cuatro litros de aceite. El cultivo de girasoles para aceite es una gran industria agrícola, particularmente en países como Ucrania y Rusia.

El aceite extraído de las semillas de girasol es de color amarillo claro y tiene un olor muy ligero. Existen diferentes métodos para extraer el aceite de girasol, que pueden afectar a la calidad final del aceite:

  • El aceite de girasol prensado en frío se extrae con métodos tradicionales. Se produce menos aceite con este método, pero se considera que es la forma más pura de aceite de girasol.
  • Los métodos de prensado tibio o en caliente extraen una mayor cantidad de aceite de las semillas, pero este método puede afectar el sabor y la pureza del aceite.

Como el aceite de girasol tiene muchas propiedades beneficiosas, se usa tanto para fines cosméticos como para cocinar. Es importante asegurarse de comprar aceite de girasol de calidad alimentaria si está destinado al consumo humano.

También puede notar varios tipos de aceite de girasol disponibles, que pueden variar considerablemente en precio. El aceite de girasol refinado es más estable, mientras que el aceite de girasol sin refinar tiene un sabor más fuerte.

La mayor parte del aceite de girasol es orgánico y actualmente no hay aceites de girasol transgénicos en el mercado.

Algunos aceites de girasol también están etiquetados como alto oleico o medio oleico. Esto significa que contienen una mayor proporción de ácidos oleicos, un ácido graso natural que se considera el tipo más saludable.

Otros aceites de girasol serán más ricos en ácido linoleico, que no es tan saludable.

Para la cocina y el consumo casero, opta siempre que sea posible por aceites de girasol de alto o medio oleico.

El aceite de girasol linoleico se usa comúnmente en la fabricación de productos como margarina, aderezos para ensaladas y manteca, pero se cree que consumir demasiado de este aceite es perjudicial para la salud del corazón y los niveles de colesterol.

El aceite de girasol con alto contenido de ácido oleico es lo contrario y se sabe que tiene muchos beneficios para la salud cuando se consume en cantidades moderadas.

¿Qué es el aceite de sésamo?

Si su familia es una gran fanática de la cocina china o del Medio Oriente, ¡sin duda tendrá una botella de aceite de sésamo en el estante de su despensa!

El aceite de sésamo se elabora extrayendo aceite de las semillas de la planta de sésamo y se cree que es el cultivo de semillas oleaginosas más antiguo producido por humanos.

Cosechar las semillas y extraer el aceite de las semillas de sésamo es un proceso que requiere mucha mano de obra, por lo que el aceite de sésamo tiende a costar más que otros aceites vegetales.

Hay varios tipos de aceite de sésamo para adaptarse a una variedad de necesidades culinarias diferentes.

El más común es el aceite de sésamo tostado, que es un aceite de sabor fuerte con intenso aroma y nuez. Las semillas se tuestan antes de prensarlas, intensificando el sabor y produciendo un aceite de color marrón claro.

El aceite de sésamo ligero no es tan fuerte y también se conoce como aceite de sésamo blanco o natural. Es de color muy pálido y se elabora con semillas de sésamo crudas.

También puede encontrar aceite de sésamo prensado en frío, elaborado con métodos de procesamiento tradicionales. Esto tiende a ser más caro y, a menudo, solo está disponible en las tiendas naturistas.

TE PUEDE INTERESAR:

¿Qué es el aceite de mostaza?

Nuestro último aceite del día, el aceite de mostaza, podría ser uno que aún no haya encontrado.

El aceite de mostaza se elabora extrayendo aceite de semillas de mostaza marrón o negra, según el lugar donde se elabore. También puede encontrar aceites infundidos con semillas de mostaza, pero estos no son verdaderos aceites de mostaza.

El aceite de mostaza se usa ampliamente en el sur de Asia, China y Rusia, en muchos paises no se distribuyeLa razón de esto es que el aceite de mostaza contiene un tipo particular de ácido graso llamado ácido erúcico, que se cree que aumenta el riesgo de enfermedades del corazón.

Por lo tanto, comúnmente verá aceite de mostaza en algunos países etiquetados como «solo para uso externo», mientras que en otros países se consume ampliamente.

Aceite de mostaza, aceite de girasol o aceite de sésamo – Comparación de sabor

De los tres tipos de aceite, el aceite de girasol es el más suave en cuanto a sabor y aroma. Este aceite sabe muy poco y es apenas detectable cuando se usa en un plato.

El sabor del aceite de sésamo dependerá del tipo que uses. El aceite de sésamo ligero es bastante neutral y solo tiene un sabor suave que apenas se nota.

Sin embargo, el aceite de sésamo tostado es rico, a nuez y terroso, con un aroma distintivo de sésamo tostado.

Por esta razón, el aceite de sésamo tostado generalmente solo se usa en pequeñas cantidades, ya que tiende a abrumar otros sabores en el plato.

De los tres aceites, el aceite de mostaza tiene el sabor más picante, con una pimienta similar al wasabi o al rábano picante. El sabor es más fuerte cuando el aceite se usa sin calentarlo.

Sin embargo, calentar el aceite de mostaza libera su sabor acre, lo que se suma al aroma general de su plato.

Aceite de mostaza, aceite de girasol o aceite de sésamo – Comparación nutricional

Cada uno de los tres aceites de nuestra lista tiene diferentes beneficios nutricionales. El aceite de girasol se elige comúnmente como una opción saludable en lugar del aceite de canola, ya que es bajo en colesterol y alto en grasas no saturadas, lo que ayuda a mantener la salud del corazón.

Los altos niveles de vitamina E proporcionan antioxidantes para estimular el sistema inmunológico y ayudar a mantener una piel sana.

Por esta razón, el aceite de girasol se usa comúnmente en productos cosméticos, ¡ya que se cree que reduce el envejecimiento!

El aceite de sésamo también se considera una opción de aceite más saludable, ya que tiene un alto contenido de varios tipos de antioxidantes. Tiene un alto contenido de grasas poliinsaturadas que ayudan a prevenir enfermedades cardíacas y cáncer, y mejoran la función inmunológica.

También se cree que el aceite de sésamo podría ayudar a reducir la inflamación y también desempeñar un papel en la regulación del azúcar en la sangre.

Cuando se trata de aceite de mostaza, asegúrese de usar solo versiones de grado alimenticio que sean seguras para el consumo humano . Se cree que los altos niveles de ácido erúcico en muchos tipos de aceite de mostaza son perjudiciales para la salud del corazón.

Sin embargo, el aceite de mostaza de calidad alimentaria es más bajo en ácido erúcico y contiene muchos antioxidantes beneficiosos y otros nutrientes. 

Aceite de mostaza, aceite de girasol o aceite de sésamo – Comparativa de uso

La elección del aceite que seleccione se reducirá en última instancia al tipo de receta que esté haciendo y al sabor que desee.

El aceite de girasol tiene un sabor casi neutro que no afecta el sabor general de su plato. Esto significa que se puede usar para freír, asar o como base para aderezos, y no dominará a los demás ingredientes del plato.

Tanto el aceite de sésamo como el de mostaza tienen un sabor más fuerte que el aceite de girasol, lo que alterará considerablemente el resultado de tu receta. Seleccione aceite de mostaza si desea un sabor a pimienta y aceite de sésamo si desea un sabor terroso a nuez.

Otro factor a considerar al cocinar con aceite es el punto de humo del aceite. Esta es la temperatura a la que las grasas en el aceite comienzan a descomponerse y oxidarse, creando sabores desagradables y carcinógenos potencialmente dañinos.

Para cocinar, especialmente a altas temperaturas, como asar, es importante seleccionar un aceite con un alto punto de humo. Los aceites con puntos de humo bajos normalmente solo se usan para aderezos para ensaladas, salsas y rociados sobre alimentos cocinados.

El aceite de girasol tiene un punto de humo de 230 grados Celsius / 450 grados Fahrenheit , lo que lo hace adecuado para freír, saltear, asar, saltear y hornear.

El aceite de mostaza de calidad alimentaria tiene un punto de humo aún más alto, a 250º C / 480 grados Fahrenheit. Esto lo hace ideal para freír a altas temperaturas y, a menudo, se usa para chisporrotear especias para liberar su sabor.

En cuanto al aceite de sésamo, el punto de humo depende del tipo de aceite. El aceite de sésamo sin refinar no es adecuado para cocinar a altas temperaturas, ya que tiene un bajo punto de humo de alrededor de 175º C / 350 grados Fahrenheit. El aceite de sésamo refinado tiene un punto de humo más alto, pero perderá algunos de sus sabores si se cocina por mucho tiempo.

Entonces, ¿qué aceite es mejor?

Está claro que el aceite de girasol es el más versátil, pero aporta poco al plato en cuanto a sabor. El aceite de mostaza de grado alimenticio agregará un sabor picante distintivo cuando se use para cocinar, mientras que el aceite de sésamo se usa más comúnmente en aderezos, adobos o rociado sobre alimentos cocinados.


Además de descubrir Diferencias entre el aceite de mostaza el aceite de girasol y el aceite de sésamo a continuación puedes ver más temas relacionados de respuestasdecocina.com relacionado con este artículo: